Torre Inverter

Inverter está emplazado en el ensanche Evaristo Morales. Se trata de un proyecto de 32 apartamentos de 140 metros cuadrados y cuatro penthouses de 255 metros cuadrados.

Es un edificio de esquina que apuesta al color para crear un hito urbano, a la sensibilidad hacia el peatón y a la mezcla de usos para establecerse como un paradigma de ciudad tradicional acorde con su entorno.

El edificio se conecta con la ciudad a través de la amplia acera que se forma con el retranqueo de la edificación. El local comercial de la esquina aporta actividad durante el día y fomenta el intercambio social.

El proyecto cuenta con una sola rampa de entrada y salida de vehículos en un extremo del lote, con el propósito de privilegiar el peatón y su desplazamiento en el vecindario. En la planta baja, además del local comercial con acceso desde el exterior, se encuentra el vestíbulo, las áreas sociales del gimnasio y un salón de usos múltiples.

El núcleo de circulación vertical se encuentra en el centro de la edificación, esto permite que las unidades residenciales tengan más posibilidad de contacto con el exterior: vistas, luz y ventilación. Las paredes de este núcleo también son amarillas y, en contraste, el piso de granito gris aporta neutralidad.

En la distribución espacial de los apartamentos se han dispuesto las áreas sociales en la periferia y las áreas de servicio (baños, lavado, etc.) hacia el interior de la edificación. La conexión con el exterior de estos espacios sociales se potencia con las puertas corredizas de piso a techo que se han colocado en todos los huecos. Un detalle interesante es el hueco con cristal en el borde superior de la pared de una de las habitaciones, que permite iluminar naturalmente el pasillo de entrada. Es notable la flexibilidad de uso que brindan estas unidades.

La plástica de este proyecto se trabaja a partir de un volumen puro que aporta elegancia a la composición. El juego del color en los diferentes planos, los vuelos y los paneles de listones metálicos confieren ligereza, dinamismo y confirman la presencia caribeña de la obra.

  • Elevaciones, planta y sección
Inverter (2018)
  • Ubicación: Evaristo Morales, Santo Domingo
  • Área de lote: 894 m2
  • Área total de construcción: 9,000 m2
  • Diseño arquitectónico: Sánchez y Curiel Arquitectos
  • Arquitectos asociados: Andrés E. Sánchez y César A. Curiel
  • Colaboradores: Rocío Marchena y Karina García
  • Diseño estructural: Reginald García y Toni Taveras
  • Diseño eléctrico: Cadelec (Iván Cabral)
  • Diseño sanitario: Ing. Adolfo Rodríguez
  • Diseño del sistema contra incendio: José Cabanes
  • Diseño del a/a: Prieto Nouel Electromecánica
  • Ingeniero residente: Arq. Laura Victoria, Ing. Ernesto Morel, Ing. Luis Felipe Disla, Ing. Daniel Curiel
  • Supervisión: Johnny Tejeda y Natalia Franch (Bosques Urbanos)
  • Paisajismo: Noelia Then y José Then

¡Inicia una conversación!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

© Arquitexto 2018. República Dominicana.