Casa Valle Abierto

Esta casa vacacional está ubicada en un bosque cerca del pueblo de Tapalpa, en el estado de Jalisco (México). El proyecto parte de un programa de descanso en el que se integrarían actividades familiares al mismo tiempo que se daría espacio a la realización de actividades individuales. La arquitectura de la casa se distingue por su integración al paisaje y la calidez de su interior.

Esta casa de campo ubicada en el medio del bosque de Tapalpa (México) está compuesta por un gran volumen único, un elemento lineal que rige y se adapta a la topografía de manera paralela a las curvas de nivel y se distribuye en dos zonas principales: la social y la de recámaras. Su ubicación tomó en cuenta los asoleamientos y también los árboles existentes.

Se generaron espacios francos que responden a los usos. En la zona social de cocina, comedor y sala, se creó la apertura visual más grande y se trabajó con la combinación de actividades en un mismo espacio en el que se utilizaron las carpinterías como elementos integrales. La zona privada de recámaras se desarrolla medio piso más alto, un nivel que responde a la topografía y obedece a la premisa de establecer más privacidad con sistemas de ventanas que abren y cierran las vistas de cada habitación.

De la misma forma lineal que la volumetría de la casa, se integra un mueble que alberga cocina, chimenea y libros, y funciona como mediador del programa. En conjunto con otros tratamientos del mobiliario, se buscó resaltar y ocultar zonas como en el área de servicios y baño, en las que el enchapado de madera mimetiza los accesos.

La materialidad de la casa está protagonizada por lajas que contrastan como elemento integrador del paisaje, dan forma a volumetrías más sólidas y generan junto con el cristal un mayor contraste de lo abierto y lo cerrado. Se trabajó con diferentes tipos de maderas para generar una variación de tonos que buscan crear una lectura natural del espacio. En el interior, la piedra se transforma en una textura casi escultórica enmarcada por el acero, la madera y la misma espacialidad de la casa que al mismo tiempo comparte la ambigüedad entre el interior y exterior que permiten las fachadas abiertas.

La estructura de la casa es un híbrido de sistemas constructivos que aúna lo tradicional con materiales prefabricados para hacer una construcción combinada entre lo eficiente y lo cálido. Se tienen columnas y vigas de acero que acentúan la linealidad del proyecto y se integran como parte del diseño. Esta variación de la construcción exige más integración en las llegadas de cada material, los cuales se enmarcan o dividen con tratamientos intermedios, como en las vigas de acero en las que la madera llega a aligerar el peso visual de las juntas.

  • Planta arquitectónica, Elevación lateral y Elevación posterior
Casa Valle Abierto (2017)
  • Ubicación: Tapalpa (Jalisco, México)
  • Superficie construida: 256 m2
  • Diseño: RAV studio
  • Arquitectos: Rodrigo Alonso Barriga Vidales
  • Equipo de diseño: Víctor Solís, Tonantzin Rentería, Gustavo Martínez
  • Ingeniería: María de los Ángeles Zambrano, AZ Ingeniería
  • Sitio web: www.ravstudio.net
Comparte este artículo.

¡Inicia una conversación!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

© Arquitexto 2021. República Dominicana.